Presiona ESC para cerrar

orgasmo femenino

La meditación orgásmica

De entre las formas de practicar sexo asociadas al concepto «sexo lento», la de la meditación orgásmica es, seguramente, una de las más desconocidas. En este artículo de EroticaFactory te explicamos en qué consiste esta técnica erótica que persigue que la mujer pueda alcanzar un orgasmo más intenso y prolongado.

Ideas para practicar sexo sin penetración

Reducir el sexo a la práctica de la penetración podría considerarse algo así como reducir el concepto gastronomía española al acto de preparar y comer una paella. Para evitar que eso pueda suceder y para ampliar el abanico de posibilidades que una pareja tiene a su alcance para disfrutar de su sexualidad, vamos a proponer en este artículo una serie de formas de practicar el sexo sin penetración.

Tratamiento de la menstruación en la historia

Por mucho que poco a poco se hayan eliminando tabúes en el universo de la sexualidad y de las relaciones sexuales, todavía siguen perdurando algunos temas que suelen eludirse en las conversaciones. El de la es uno de ellos. En este artículo analizamos cómo se la ha concebido a lo largo de la historia y hacemos un repaso de los medios que se han utilizado para enfrentarse a ella. Conoce la pequeña historia de compresas, tampones y copas menstruales.

El squirting: qué es y cómo se alcanza

La industria pornográfica o el porno en streaming ha puesto de moda el término squirt o squirting, algo que, con demasiada frecuencia, se relaciona directamente con el fenómeno de la eyaculación femenina. ¿Es el squirt la eyaculación femenina? No, o no exactamente. En este artículo vamos a explicarte qué es el squirting y qué pasos hay que seguir para poder alcanzarlo.

La técnica de la alineación coital

Es difícil que hombre y mujer alcancen el orgasmo al mismo tiempo. Edward Eichel, terapeuta estadounidense, propuso una forma diferente de practicar el coito. Dicha técnica, que recibe el nombre de técnica de la alineación coital, nace de la incorporación de ciertas variantes en la tradicional postura del misionero. En este artículo te contamos cuáles son esas variantes y te damos las instrucciones necesarias para aplicar esta técnica que puede servir para enriquecer tus relaciones sexuales.

El orgasmo de pezón

Que el pezón es una de las partes más sensibles de la anatomía tanto femenina como masculina es algo que casi todo el mundo sabe. A él llegan un buen número de terminales nerviosas y eso hace de esta parte de la anatomía una de las principales zonas erógenas del hombre y la mujer. Basta comprobar hasta qué punto se endurecen los pezones al experimentar la excitación sexual para constatar su carácter erógeno. De hecho, éste es tan alto que una correcta estimulación de los pezones puede llevar a la mujer (e incluso al hombre) al orgasmo.

Trucos para tener multiorgasmos

Sí: los multiorgasmos existen. Y las mujeres multiorgásmicas también. De hecho, y con un poco de entrenamiento, casi cualquier mujer puede convertirse en multiorgásmica. Del mismo modo que mujeres que nunca habían experimentado un orgasmo lo alcanzaron finalmente cambiando sus rutinas sexuales y su forma de practicar el sexo, también las mujeres que sueñan con el multiorgasmo pueden alcanzarlo con sólo introducir pequeñas variantes en su forma de gozar del sexo.

Gatillazo, disfunción eréctil y el coste de la ansiedad

Sabemos que tú no estás incluido entre los más de dos millones de hombres españoles que, según se recoge en el «Atlas de la Disfunción Eréctil en España» realizado por la Asociación Española de Andrología (ASESA), padecen disfunción eréctil, pero nunca viene más informarse sobre el asunto del gatillazo más o menos persistentes para saber cómo reaccionar y qué hacer si en algún momento la pistolita no funciona como tiene que funcionar y la bandera se queda a media asta.

El orgasmo mental

En el proceso que conduce al orgasmo interviene un órgano que, pese a estar bastante alejado de la zona genital, es, seguramente, el principal órgano sexual tanto en el hombre como en la mujer: el cerebro. Nuestra forma de vivir la sexualidad viene determinada de manera implacable por nuestro cerebro. Al igual que la conveniente estimulación del clítoris garantiza y facilita la llegada del orgasmo, la conveniente estimulación del cerebro servirá para obtener lo que se conoce como orgasmo mental o neuro-sexo.

Tipos de orgasmos femeninos

No todos los orgasmos femeninos son iguales. Dependiendo del modo como se haya alcanzado el orgasmo así será su intensidad, duración, etc. Vamos a realizarte en este artículo un breve listado de los diferentes tipos de orgasmo que una mujer puede alcanzar. Desde el clitoridiano al conseguido gracias a la estimulación del punto G, cada uno de ellos tiene su propio encanto. Buscarlos es una de las grandes dedicaciones a las que puede consagrarse una pareja.

Apretar con la vagina

La vagina tiene su musculatura y esa musculatura tiene un papel a desempeñar durante la penetración vaginal. Si se sabe utilizar correctamente la musculatura vaginal, la mujer puede, con ella, apretar sobre el pene, aumentando así la fricción del mismo sobre las paredes vaginales. El primer efecto derivado de dicha fricción es el aumento del placer que experimenta el hombre. El segundo, la intensificación del orgasmo de la mujer.